Joven de 19 años murió tras ser mordido por una serpiente

Euseglimar González | LA PRENSA de Lara.- Carlos Alejandro Crespo Rangel, de 19 años, murió la noche del lunes, luego de que una serpiente lo picara en la pierna derecha. El joven fue picado el martes de la semana pasada en el caserío La Cócora, vía Siquisique, municipio Urdaneta.

Carmen Rangel, mamá de Carlos, contó que el martes en la mañana salió de su casa, llevaba puesta unas botas de goma, a ayudar a un vecino con unas cocuizas y cuando venía de regresó sintió un pinchazo y pensó que se trataba de una tuna o algún objeto punzopenetrante.

"Cuando llegó a la casa dijo que le dolía mucho la pierna para caminar y le di pastillas para el dolor y le puse compresas calientes", comentó la mamá.

Pasaron los días y Carlos seguía con la molestia del "pinchazo", pero cuando su mamá le vio la pierna hinchada decidió llevarlo al ambulatorio de Aguada Grande, pero allí sólo le pusieron una solución para el dolor y lo mandaron a su casa.

El lunes fue trasladado al Hospital Central de Barquisimeto y lo estaban atendiendo, allí fue donde le dijeron a Carmen que a su hijo lo había mordido por una serpiente.

Otras Noticias