Álvaro Uribe es acusado formalmente por soborno y fraude

logo170
Estas acusaciones marcan un punto de inflexión en la vida judicial de Álvaro Uribe

Estas acusaciones marcan un punto de inflexión en la vida judicial de Álvaro Uribe.

La Fiscalía colombiana presentó cargos contra el expresidente Álvaro Uribe y prometen un proceso legal de gran relevancia.

Redacción | LA PRENSA DE LARA. - Este viernes, la Fiscalía colombiana presentó formalmente cargos contra Álvaro Uribe por soborno, fraude procesal y soborno en actuación penal, marcando un paso significativo en el caso de presunto soborno de testigos y fraude procesal del expresidente colombiano (2002-2010).

La jueza 44 de conocimiento penal de Bogotá, Sandra Liliana Heredia, aceptó los cargos, estableciendo que "a partir de este momento, el exmandatario adquiere la condición de acusado", abriendo así un proceso que, de resultar en culpabilidad, podría significar una condena de entre 6 y 12 años de prisión para el líder del Centro Democrático.

Ungidos por la decisión de la jueza, los cargos contra Uribe entran en una fase formal, con el rechazo de la solicitud de nulidad presentada, la cual fue considerada "absolutamente improcedente" y sin opción de recurso, sentando las bases para un juicio que promete ser histórico en Colombia.

Además, la jueza identificó al senador Iván Cepeda, y a los exfiscales generales Jorge Perdomo y Eduardo Montealegre, junto a Deyanira Gómez, exesposa del paramilitar Juan Guillermo Monsalve, como víctimas en este entramado judicial, un acto que fue aplaudido por el abogado de Cepeda, Reinaldo Villalba, como un avance crucial en el reconocimiento y acceso a la justicia para las víctimas.

El fiscal a cargo, Gilberto Villarreal, imputó a Uribe como determinador en una serie de delitos de soborno y fraude procesal. Se le señala por entregar beneficios a testigos para manipular testimonios, así como por influir de manera fraudulenta en autoridades judiciales para obtener resoluciones ilegítimas, detallando también casos de soborno a testigos para tergiversar sus declaraciones.

Estas acusaciones marcan un punto de inflexión en la vida judicial de Álvaro Uribe, una figura controvertida en la política colombiana, y prometen un proceso legal de gran relevancia en la lucha contra la corrupción y en la afirmación de la justicia en Colombia.

Otras Noticias