Continúan los desastres naturales en el sur de Brasil

logo170
Ms de 400000 ciudadanos han sido desplazados

Más de 400.000 ciudadanos han sido desplazados.

La cifra de desaparecidos se eleva a 141 personas y 137 víctimas fatales

Neilsa Rodríguez | LA PRENSA DE LARA. - El sur de Brasil se ve azotado por devastadores temporales que han provocado inundaciones sin precedentes en la región, con un trágico saldo de 137 víctimas fatales, según el último informe dado a conocer por la Defensa Civil este sábado.

La cifra de desaparecidos se eleva a 141 personas, mientras que más de 400.000 ciudadanos han sido desplazados. De ellos, aproximadamente 340.000 se han refugiado en casas de amigos y familiares, y alrededor de 71.000 han encontrado albergue en instalaciones improvisadas por las autoridades.

Un total de 444 ciudades han sido afectadas, con 1.950.000 personas damnificadas por los estragos de los temporales en la región. La situación más crítica se registra en Rio Grande do Sul, estado limítrofe con Argentina y Uruguay, donde se contabilizan al menos 136 fallecidos y 756 heridos.

Otro fatídico incidente tuvo lugar en el vecino estado de Santa Catarina, también impactado por la catástrofe, aunque en menor medida.

Las intensas lluvias, que habían dado un breve respiro desde el jueves, empeoraron este sábado, especialmente en el Vale de Taquarí y en Porto Alegre, la capital de Rio Grande do Sul, exacerbando la crisis.

Estos desastres naturales, que han persistido desde finales de abril, han dejado un escenario de caos y destrucción, con decenas de localidades sumergidas parcial o totalmente bajo las aguas, como es el caso de Porto Alegre.

Las vías de comunicación han sido gravemente afectadas o bloqueadas, y los afectados se enfrentan a la escasez de servicios públicos, con hospitales desbordados y en condiciones precarias para atender a los pacientes.

La labor de los aproximadamente 28.000 efectivos, entre bomberos, fuerzas de seguridad y voluntarios, se ve obstaculizada por la magnitud del desastre al brindar rescates y distribuir ayuda humanitaria.

En las últimas horas, nuevas localidades han sido engullidas por las aguas tras el desbordamiento de la Lagoa dos Patos, con el nivel del agua ya sobrepasando en un metro y medio la marca habitual.

La situación puede agravarse en las próximas horas, con previsiones de fuertes lluvias, vientos intensos y un drástico descenso de la temperatura. 

El estado de Rio Grande do Sul, crucial en la producción agropecuaria y en el desarrollo del país, requerirá al menos 18.839 millones de reales para la reconstrucción post-inundaciones, según estimaciones del Gobierno regional.

El presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, ha anunciado un paquete de ayuda de 50.000 millones de reales para ese estado, destinando medidas asistenciales directas, créditos subvencionados para empresas y apoyo a los productores rurales, entre otras iniciativas, en un esfuerzo por mitigar los estragos de esta desgarradora crisis.

Otras Noticias