Desintegración familiar deja a niños vulnerables a la violencia

logo170
Como seres desalmados califican a quienes profanan la infancia generan el rotundo rechazo

Como "seres desalmados" califican a quienes profanan la infancia, generan el rotundo rechazo

CaritasPrensa

La familia debe ser el espacio más seguro, donde los niños deben ser aceptados, protegidos y amados. Allí no deberían sentirse atemorizados de ser víctimas de maltratos.

Fernando Pereira

Consultado

CaritasPrensa

Muchas veces el problema empieza en la madre desnutrida que comienza a tener cambios de conducta y hasta de rechazo a su propio bebé, porque no tiene la preparación para cuidar un hijo.

Gerardo Pastrán

Consultado

CaritasPrensa

Cuando no hay una convivencia familiar sana se corre el riesgo de que los hijos tengan vicios como la droga, prostitución o que estén inmersos en casos de violencia escolar por lo vivido en casa.

Omar Gutiérrez

Consultado

CaritasPrensa

Muchas veces los padres pierden la autoridad y no comprenden el desarrollo de las etapas del niño. Allí hay que tener mucho cuidado, para evitar conductas que puedan terminar siendo negativas.

Aline Núñez

Consultada

La falta de preparación en padres y naturalizar la violencia deja huellas imborrables en niños

Guiomar López | LA PRENSA DE LARA.- La falta de valores y la desintegración familiar en Venezuela está dejando a la niñez en una condición de vulnerabilidad que los lleva a ser presa fácil de la violencia. Según datos del Ministerio Público (MP), desde inicios del año 2022 hasta junio de 2023 se registraron al menos 7.165 casos de abuso sexual contra niñas, niños y adolescentes. A esto se le suman 566 casos de acoso escolar.

Psicólogos, orientadores y psicopedagogos advierten que esta fractura en el hogar que, en muchos casos se da por la pérdida de valores, la migración por la crisis económica o la poca preparación de quienes se convirtieron en padres a corta edad incide negativamente en el desarrollo emocional de los niños que pueden ser víctimas e incluso victimarios.

Señalan que en Venezuela se está generando un caldo de cultivo de la violencia que se generaliza con más frecuencia entre aquellos en condición de pobreza extrema, con padres que no tienen la madurez para afrontar sus responsabilidades y que terminan abandonando a los niños. Casos donde el maltrato puede generarse como una manera de "calmar" los gritos desesperados del hijo por hambre, así como familias numerosas donde no hay garantía de alimentación y educación, porque los niños deben aprender a defenderse en la calle para ayudar en el sustento diario.

La representación de esta especie de desamparo es tangible desde 2019, cuando en promedio diario fallecieron tres niños, niñas y adolescentes en hechos violentos, la mayoría en barrios pobres, según el informe Muertes violentas de niñas, niños y adolescentes, del Observatorio Venezolano de Violencia (OVV).

Sin piedad

Como "seres desalmados" califican a quienes profanan la infancia, generan el rotundo rechazo. Uno de los tantos casos fueron dos hermanitas, de 2 y 4 años, en el Zulia, que a pocos días para el Niño Jesús de 2023, fueron maltratadas por su madre. Lo prefirió, antes que dejarlas con su padre.

A principios de febrero de 2024, otra historia conmovió al país y Douglas Rico, director nacional del Cicpc, informó que habían conseguido en Apure a un adolescente, de 13 años, desaparecido en Cojedes. Huía de los maltratos de su papá y deseaba encontrarse con familiares en Colombia.

Según el padre Omar Gutiérrez, con experiencia en abordaje social desde Cáritas, el problema se refleja con mayor fuerza desde principios de 2000 por la falta de formación en la familia y embarazos sin planificación, muchas veces a temprana edad. Lamenta que al superar la pandemia por covid, este problema se fue generalizando en el país. Se cambia el estilo de vida, los venezolanos venían de superar un período de protestas y escasez, dejando una economía más fracturada.

"No están preparados y pierden el control sin saber criar a los hijos. De allí, el desmembramiento del núcleo familiar y los hijos sin afecto buscan información fuera, en las redes sociales", dice Gutiérrez y recalca lo importante de superar las dificultades. Hijos que crecen entre problemas de pareja, a veces sólo con uno de los padres y con dificultad para canalizar los sentimientos.

Puede ampliar esta información en nuestra edición impresa de este miércoles, 8 de mayo

Otras Noticias