"Solo Faltas Tú" ayuda a niños con TEA a descubrir habilidades culinarias

logo170
La integración es el resultado final y los participantes de esta actividad se sienten en confianza

La integración es el resultado final y los participantes de esta actividad se sienten en confianza

CaritasPrensa

No cuesta mucho comprender que se hace a través del amor, ese que debemos ponerle todos.

Darío Navea

Chef fundador

CaritasPrensa

Así vemos cómo los niños logran cosas, sin necesidad que los padres estén pendiente. Es seguridad.

Angélica Torres

Fundación

CaritasPrensa

Ella es una niña con un poco de retardo, pero aprende y es porque le gusta la cocina. Estamos muy complacidos.

Katheryn Anzola

Madre

CaritasPrensa

Aquí lo hace muy bien porque le llama la atención, ella siempre ayuda en lo que pueda en casa.

Elizabeth Meléndez

Madre

Escuela de Gastronomía "Sí Venezuela" en alianza con la Fundación "Sólo Faltas Tú" se complace en la formación de niños en este apasionante mundo

Guiomar López | LA PRENSA DE LARA.- La participación de Valentina, como la primera estudiante con espectro autista de la escuela de arte culinario "Sí Venezuela", fue lo que conmovió a directivos para expandir esta formación a más niños neurodiversos y concretar la alianza con la Fundación "Sólo Faltas Tú". Un convenio que atiende al primer grupo, demostrando que la cocina despierta el tacto y motricidad con los ingredientes de una receta que sirve para comprender la importancia del trabajo en equipo, además de la seguridad y la libertad materializada en la preparación de un dulce o bocado salado.

Es un ambiente muy grato, donde se aprecia la complicidad y los susurros indican esa alegría por conocer las técnicas culinarias. Se tiene la presencia de Valentina Isabel, joven de 17 años, con ternura excepcional, tan evidente en su mirada, de abrazos fuertes recargados de mucho amor. Ella camina a lo largo del mesón y observa a todos los participantes, siendo ese ser de luz que motivó esta iniciativa con la Fundación "Sólo Faltas Tú". Desde 2023, ella es motivo de admiración por su rendimiento y por ser muy organizada, cuya responsabilidad es aplaudida por los facilitadores y la valía de ese potencial llevó a extender estas oportunidades con estos niños que superan las dificultades.

Cada miércoles por la tarde es la gran cita en la que las habilidades y talentos son los protagonistas en este primer grupo de seis niños, en edades comprendidas entre 6 a 13 años, quienes reciben cinco clases y al finalizar les entregarán su certificado avalado por el Ministerio de Educación. Es una nueva experiencia con esta alianza que seguirá incluyendo a más participantes, para continuar descubriendo ese maravilloso mundo de la gastronomía.

Agradecer a Dios es el primer paso, con una oración que no solamente une de manos —sino también de corazón— a madres, hijos y especialistas. Pedir la bendición en esa amplia sala con ventilación al natural asegura todas las condiciones y comodidades para ponerse "manos a la obra". Ese momento en que sueñan a ser minichef y se ajustan el delantal, con la ansiedad de conocer las indicaciones. La transformación es total, porque los especialistas terminan siendo de apoyo a los niños, mientras las madres están de espectadoras y sonríen orgullosas de ver a sus hijos emocionados e interesados en aprender acerca de la preparación de dulces o salados.

Nunca prevaleció el interés comercial, porque fue una atracción para servir. Así lo considera el chef, Darío Navea, fundador de esta escuela de arte culinario, al percibir que es un semillero que representa la presencia de Dios entre los mortales y siempre será un placer poderle servir a ellos a través de este pequeño incentivo que seguirá siendo un mínimo granito de arena a esa dedicación del equipo multidisciplinario, quienes no desmayan en sensibilizar a la sociedad y el reconocimiento de potencialidades, pese a las dificultades.

Navea se siente muy feliz como anfitrión y de ofrecer más opciones a tres años de abrir su academia. Habla acelerado por la emoción de recibir a este primer grupo, mientras sus ojos se nublan de lágrimas, ratificando esa paz espiritual y energías tomadas de estos niños. "Tenemos que enfocarnos en hacerlo grande, hermoso, alegre, contentos…y así darle un saludo a sus madres, quienes se esfuerzan y nos enseñan a nosotros desde la paciencia", dice con la intención de que se multipliquen este tipo de alternativas, estas ventanas para la comunidad neurodiversa y que pocas veces tienen las posibilidades de recursos económicos, además de superar los temores por el riesgo al rechazo.

Confía en el éxito de esta formación, como un proceso que luego se va desarrollando con total naturalidad, tal como les pasa con Valentina, quien al principio tenía la compañía de su mamá y al familiarizar, sólo regresaba a retirarla. La paciencia, tolerancia y afectos han marcado la pauta en ese proceso de integración, que afortunadamente viven a diario.

Curiosidad, contacto y adaptación al ambiente fueron los puntos evaluados inicialmente para empezar con este compromiso, considerado como una aventura. Cuenta Navea que siguieron todas las indicaciones de la doctora, Angélica Torres, presidenta de la Fundación "Sólo Faltas Tú" y su equipo de trabajo. Primero en la selección de los ingredientes, para no atentar con alérgenos alimentarios, considerando que algunas dietas deben estar libres de gluten, azúcar, caseína y soya. Tal aclaratoria inicial les permitió escoger recetas de fácil acceso, rápida preparación y sin tener ningún tipo de estos contenidos que pueden generar reacciones en el organismo.

Planifican cada sesión de trabajo para que sea dinámica, una incorporación de todos los sentidos del participante. Tal como les ha resultado con la adolescente de 17 años.

Puede ampliar esta información en nuestra edición impresa de este viernes, 15 de marzo.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

qr-app

Otras Noticias

Locales

Fuerza Vecinal se prepara para las elecciones

| comentarios

Locales

Parroquias retoman peregrinaje a Santa Rosa

| comentarios