Ausencia de refugios asfixia a personas en situación de calle

logo170
Especialistas afirman que el adulto mayor es uno de los ms vulnerables por falta de seguridad social

Especialistas afirman que el adulto mayor es uno de los más vulnerables por falta de seguridad social

Guiomar López | LA PRENSA DE LARA.- Dormir en el suelo o cualquier banquito cansa. Evitan pensar en el hambre para no darle importancia y los recuerdos duelen en las noches de las personas en condición de calle. El frío les pasa "colado" entre sábanas descosidas y amarillentas, así como el anhelo de vivir bajo un techo para dejar de buscar espacios en hospitales y el terminal de pasajeros de Barquisimeto. Lugares que consideran "seguros" y que reciben gran afluencia de personas para conseguir alimento, aunque sea de la basura. Un cuestionamiento de especialistas ante un Estado sin suficientes refugios para las personas que no cuentan con protección familiar.

La luna llena no existe para ellos, más allá del recordatorio de otra noche bajo la intemperie, en la que los sueños son escapes de la cruda realidad de jóvenes, discapacitados y adultos mayores. No lo asumen como descanso, sino como la oscuridad a plena luz del día cuando los gases del estómago arden pidiendo comida, les toca defenderse de los "más alzados" por marcar territorio y hasta del atropello de algunos funcionarios policiales. El mundo ignora sus miedos y ese deambular sólo con una bolsa plástica o saquito, contentivo de un envase con agua, la sábana casi transparente y algún cartón para evitar la dureza del piso o del banco de madera a las afueras de la morgue.

"El adulto mayor es uno de los más vulnerables porque ni siquiera la pensión asegura sus necesidades y es más difícil el campo laboral. La pobreza extrema puede llevarlos a la calle, pidiendo comida, buscando comedores y sin casa. Mientras tanto, no estamos preparados como Estado para habilitar espacios como refugios", lamenta Yudi Chaudary, doctora en Seguridad Social y recuerda la supervivencia sin el calor de la familia.

De allí, la necesidad de crear conciencia y valores desde escuelas, reforzando valores en el hogar. Entender a la familia unida porque el abandono afecta lo psicológico, emocional y propicia enfermedades.

Puede ampliar esta información en nuestra edición impresa de este viernes 02 de febrero

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

qr-app

Otras Noticias