Parientes del taxista fallecido en accidente piden justicia

Luis E Marchán | LA PRENSA de Lara.- El presunto exceso de velocidad y un matorral en la intersección de la avenida El Placer, frente a la urbanización El Amanecer de Palavecino, serían los motivos para que el taxista Jason Alfredo Gil Valera, de 42 años y residenciado en Los Cedros del mismo municipio, falleciera a los pocos minutos dentro de su vehículo Kia Río, color azul luego de ser impactado de manera brutal por una camioneta machito, color blanco, placas AB113NP, a eso de las 10:30 a.m. del pasado viernes, según testigos que presenciaron el hecho.

La colisión fue tan rápida que el carro del taxista quedó frenado por un arbusto y la acera; mientras que el machito giró en trompo quedando encima de la isla, de acuerdo a los testigos.

Parientes del occiso, al presentarse al lugar, recibieron la información de que el conductor de la machito presuntamente es un funcionario de un organismo de seguridad, quien fue resguardado por los residentes de una vivienda de color blanco ubicada a escasos cuatro metros del fatal accidente.

Jason laboraba desde hace 6 años en la línea Team Tour, en Cabudare luego de haber dejado el cultivo de maíz y otros cereales en un tierrita en las cercanía de Chivacoa, estado Yaracuy, según su amigo Ángelo Pérez. Dejó dos hijos de 23 y 8 años respectivamente. Dos mujeres arribaron al lugar y lloraron demasiado por lo ocurrido.

En el hecho también resultó herido el pasajero de Jason y fue trasladado hasta el Ambulatorio.

Otras Noticias