Cisterneros del llenadero Jacinto Lara convocan hora "0"

logo170

Lorena Rojas | LA PRENSA DE LARA.- Pidiendo mejores condiciones para el Llenadero Jacinto Lara, al oeste de Barquisimeto, se encuentran 270 cisterneros que allí se benefician, quienes aseguran que tienen cuatro meses esperando reunirse con el gobernador del estado Lara para plantearle las necesidades que enfrentan a diario, pero al no recibir respuestas se declararon en hora "0".

"Estamos de paro y en hora "0" por las malas condiciones que tiene el llenadero y que nos están afectando a nosotros como cisterneros como al usuario, a comunidades y hasta los centros médicos… en los últimos días hemos estado en desidia y en situación de abandono con el acondicionamiento del llenadero porque pasamos hasta cuatro y cinco horas esperando en cola para llenar, cuando esto debería ser en cuestión de minutos", dijo Ender Graterol, distribuidor de agua.

Graterol asegura que en el llenadero tienen varias dificultades, una de ellas es la mala vialidad que tienen en todo el espacio, pues este carece de asfaltado y además hay hundimientos que pueden causar que se dañe alguna pieza del camión.

"Nosotros cargamos entre 10 y 16 toneladas, son vehículos de carga que en cualquier movimiento en falso se quiebran, lo cual provocaría accidentes graves porque se puede salir un caucho, entre otras cosas, y nadie nos va a costear su reparación", expresó.

Por su parte, Víctor Álvarez, quien también es cisternero, destacó que por autogestión ellos mismos han intentado realizar reparaciones a las llaves y así hacer el proceso de llenado más rápido.

"Nosotros mismos hemos cambiado algunas llaves que hacen falta, hace algunos meses la gobernación hizo una entrega, pero se dañaron, también tenemos problemas porque hay días en los que no podemos surtir porque no llega el servicio, haciendo que perdamos clientes", expresó indicando que mayormente este problema lo presentan los sábados cuando el servicio es insuficiente para cubrir la demanda de todos los camiones.

Otro de los problemas que los afecta es que el transformador que está cercano al llenadero se queda sin energía, por lo que deben llamar a Corpoelec constantemente para que lo repare.

Asimismo, los cisterneros hicieron un llamado al respeto de las personas en las comunidades, "quienes nos dan malos tratos cuando uno de nosotros presta el servicio para cumplir con el Plan Cayapa de las autoridades regionales", pues aseguran que no están siendo remunerados por esa labor.

Otras Noticias