Empresarios piden al Gobierno bajar cargas fiscales

logo170

Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA.- Una nueva vía de comunicación directa entre empresarios con el gobierno venezolano se ha abierto en Lara tras la instalación del Órgano Superior Industrial Regional (OSIR). El ministro de Industrias, Hipólito Abreu, en compañía del gobernador del estado, Adolfo Pereira, recibió las propuestas y estrategias de ocho representantes de cámaras económicas regionales para impulsar la producción local y poder exportar, de acuerdo con la realidad de una nación que ya no cuenta con las riquezas y el rentismo por las precarias condiciones de la industria petrolera nacional.

Los empresarios saben que para que aumente la producción hace falta más que buenas intenciones. Se requiere la mejora de todos los servicios públicos y que se garantice el combustible. También que se realicen ajustes realistas en las tarifas porque han registrado un aumento excesivo en los precios de la electricidad, agua, telecomunicaciones y aseo urbano, cuando tales servicios no se obtienen regularmente. Exigen incentivos fiscales y tributarios. Están preocupados por la informalidad que arropa al 70% de la economía nacional, y proponen la creación de una escuela de empresarios para que los emprendedores puedan formarse, así como la creación de una escuela de innovación tecnológica en las zonas industriales de Barquisimeto.

"El estado Lara se caracteriza por no tener una zona industrial, sino tener un parque industrial en Barquisimeto y diferentes zonas subregionales que se encuentran en los diferentes municipios. Hoy, con mucho orgullo, podemos decir que Lara es el primer productor de café, el primer productor de piña, también primer productor de huevos. Estamos actualmente exportando productos para el mundo y hoy se da una unión, un binomio, incluso con nuestra Fuerza Armada Nacional Bolivariana para dar inicio a la activación de este OSIR", fueron las palabras de inicio de evento del gobernador, Pereira.

Según el ministro, Hipólito Abreu, tanto las industrias privadas como las empresas que maneja el Estado han venido aumentando su capacidad instalada desde el año 2020. Mantiene en su discurso que una de las principales razones de esta contracción son las sanciones internacionales y las secuelas de un apagón nacional que se registró en 2019. Pero afirma que con políticas del Gobierno y la inversión del sector privado hoy se abastece el 90% del mercado con alimentos fabricados en Venezuela.

"La capacidad industrial en el país llegó a tocar 12%...En 2022 con el Plan de Recuperación Industrial ya estábamos en cerca de un 40% de la capacidad instalada en operaciones nuevamente. Vamos a cerrar este año muy cercano al 50% de nuestra capacidad instalada. Estos son datos muy importantes porque estamos sin el rentismo petrolero, sin las petrodivisas, nuestros propios industriales haciendo inversiones, el Gobierno nacional generando condiciones para la inversión, nuestros gobiernos regionales y locales aperturando el diálogo nacional", expresó.

Problemas serios

Este OSIR está conformado por el Ministerio de Industrias, el gobernador, los nueve alcaldes de Lara y los presidentes de la Cámara de Comercio, Fedeindustria, Fedecámaras, Cámara Inmobiliaria, Conindustria, Cámara de Industriales, Cámara de Artesanos, Pequeños y Medianos Industriales del estado Lara (Capmil) y Cámara de Turismo del estado Lara.

Los empresarios destacaron los principales problemas que ralentizan la producción y que han llevado al cierre masivo de pequeñas y medianas empresas en nueve años. Marco Teixeira, presidente de Capmil, y Joel Segura de la Cámara de Industriales de Lara, comenzaron diciendo que una de las principales piedras de tranca para la producción es que el Estado permite la entrada de productos importados, exentos del pago de aranceles aduaneros y de registros sanitarios. La gran mayoría de estos productos terminados se fabrican en Venezuela, por lo que representan una competencia desleal.

Claman porque se elimine el Impuesto de Grandes Transacciones Financieras (IGTF) porque es inflacionario, incrementa el precio de bienes y servicios en un 31%. Con urgencia exigen que se incentive el crédito bancario, requisito indispensable para poder recuperar la capacidad ociosa de las empresas. "Se necesita rebajar el porcentaje del encaje legal, con el fin de reactivar el crédito bancario en la instituciones públicas y privadas", manifestó Teixeira.

"Las constantes fallas eléctricas en las zonas industriales que en plena jornada laboral afectan la productividad, la pérdida de materia prima, horas hombre, lo que conlleva una merma significativa en la producción", dijo Segura, así como ocurre con la electricidad pasa con el agua, gas, telecomunicaciones y el aseo urbano que en las zonas industriales de Barquisimeto son irregulares o inexistentes y sus tarifas incrementan periódicamente.

Indicaron que es necesario bajar el cobro excesivo de los impuestos, de tasas y contribuciones por parte del municipio que ha conllevado a varios casos al cierre de empresas e industrias. "Proponemos impulsar la aprobación de la Ley Orgánica de Coordinación y Armonización tributaria de los estados y municipios, que lleva un año discutiéndose en la Asamblea Nacional", expresan.

Por su parte, José Vicente Ríos, director de Cámara de Comercio, indicó que buscan que Lara se convierta en un centro nacional de negocios. Por eso, en las instalaciones de esta cámara, ubicada en la carrera 24 con avenida Vargas, quieren crear la primera Escuela de Comercio de Venezuela. "Destinada a convertir en empresarios a todos los emprendedores que ya han logrado un éxito parcial y solamente le falta pasar a la formalidad", comunicó.

"Alcaldías están de manos atadas"

El alcalde del municipio Iribarren, Luis Jonás Reyes, durante su derecho de palabra en la instalación del Órgano Superior Industrial Regional (OSIR), respondió a las solicitudes del sector privado en Barquisimeto sobre bajar la carga de impuestos que desde el municipal se cobran. Afirmando que es "imposible" reducirlos más.

"Nosotros firmamos un proceso de armonización tributaria en el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), hace ya casi tres años. Más de 700 códigos que tenía cada una de la actividad económica se redujeron a 50, lograr simplificar eso más es imposible. Ya más bien el Estado hizo una regulación o el TSJ conjuntamente en ese momento con el Consejo Bolivariano de Alcaldes y con gran esfuerzo se firmó ese proceso de armonización tributaria, lo que hay que revisar es cuál alcaldía lo está incumpliendo, pero no podemos generalizar. Yo no puedo irrespetar ese acuerdo porque yo fui motor del mismo, yo lo firmé. Si usted ve las ordenanzas del municipio todas están ajustadas a la ley nacional. Yo no cobro ningún impuesto que no le corresponda al municipio", expresó.

Sostiene que la alcaldía ha ido a un proceso de simplificación de trámites. En Iribarren tramitar una licencia de Actividad Económica tarda de tres a cuatro días, es un sistema automatizado, menos burocrático.

En cuanto a los reclamos por el precio que pagan industriales y comerciantes del aseo urbano a cargo de la empresa privada Fospuca, indicó que hace un año llegaron a un acuerdo alcaldía y empresarios para revertir el proceso de cobro de Fospuca.

"Aquí cada empresa pagaba de 3.000 o 4.000 dólares de aseo urbano, ya eso no lo hacen en Iribarren. Entonces cuando hablamos del rentismo, cómo mantengo yo la operatividad de 34 camiones del aseo, cómo le pago yo a los trabajadores si no cobro el aseo urbano. Es un cobro ajustado a la ley, es imposible que yo cobre el aseo urbano en función a la generación de basura, porque eso no ocurre en ninguna parte del mundo. No puedo cargar un peso para pesar los desechos de cada empresa. La ley establece variantes y es lo que utilizamos", indicó.

Sostiene que desde esta alcaldía siempre han tenido la disposición de mantener un diálogo directo con el sector privado.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

qr-app

Otras Noticias