Presidentes de Argentina y Ecuador intercambian acusaciones por fuga a Venezuela de exministra condenada

logo170
Presidentes de Argentina y Ecuador intercambian acusaciones por fuga a Venezuela de exministra condenada

Crédito: Cortesía

Agencias | LA PRENSA DE LARA.- Los presidentes de Argentina, Alberto Fernández, y Ecuador, Guillermo Lasso, intercambiaron acusaciones en sendas cartas publicadas en redes sociales este martes, en medio de una crisis por la fuga a Venezuela de una exministra condenada por corrupción que estaba refugiada en la embajada argentina en Quito.

Fernández consideró grave, injusta y desmesurada la decisión de Lasso de retirar al embajador ecuatoriano en Buenos Aires en medio de la crisis diplomática.

Lasso, por su parte, consideró que «colaborar en el escape de una persona prófuga» contribuye a la impunidad en la región.

La crisis se originó por la fuga a Venezuela de la exministra María de los Ángeles Duarte, prófuga de la justicia ecuatoriana, que hasta el 14 de marzo pasado estaba refugiada en la embajada argentina en Ecuador.

Duarte fue condenada junto al expresidente Rafael Correa -asilado en Bélgica y considerado prófugo- a ocho años de cárcel por corrupción. El exmandatario estima que el fallo es una persecución política.

«Desmesurada»

«En nuestra embajada se encontraba refugiada una persona que gozaba de plena libertad. No tenía la Argentina ni el deber de custodia sobre ella ni ninguna capacidad de acotar sus movimientos», expresó Fernández en una carta publicada en Twitter.

La salida de Duarte de la residencia diplomática, donde estuvo refugiada por más de dos años junto a su hijo menor de edad, «escapa a la voluntad y a la capacidad de decidir de las autoridades diplomáticas» argentinas, agregó.

«La reacción desmesurada del señor presidente (Lasso) de expulsar al embajador argentino, es lo que verdaderamente lastima el buen vínculo que argentinos y ecuatorianos mantendremos a pesar suyo», sostuvo.

«La gravedad y la injusticia de esa decisión demuestra que es su exceso lo que verdaderamente lastima la relación de nuestros pueblos», agregó el presidente argentino.

Fernández exhortó a Lasso a «buscar a los responsables de su administración que no tuvieron la debida diligencia para impedir la circulación libre de una persona cuya captura reclamaban».

Alimentar la «impunidad»

Lasso le respondió a Fernández a través de una carta también divulgada en Twitter, en la que sostuvo que su decisión de declarar persona non grata al ahora exembajador argentino Gabriel Fuks fue «correcta».

Fernández le dijo a Lasso en su carta que «solo con que reflexione sobre lo que ha hecho y corrija el error bastará». A esta frase, el mandatario ecuatoriano añadió que «entre jefes de Estado no cabe la condescendencia» y acusó al exembajador de actuar como «operador político».

«Colaborar en el escape de una persona prófuga de la justicia abona a la impunidad, un mal que afecta a toda la región», anotó además Lasso, quien cuestionó que Argentina le otorgara asilo político a una prófuga.

Más temprano, Lasso había utilizado la misma red social para enviar un mensaje a Fernández.

«Me apena mucho que @alferdez, Presidente de Argentina, haya puesto por delante su amistad personal e identidad política con @MashiRafael (ndlr, Rafael Correa) por sobre la relación fraterna entre los pueblos de Argentina y Ecuador», señaló entonces.

El exmandatario ecuatoriano se encuentra en Buenos Aires para participar junto a otros expresidentes en un foro de Derechos Humanos encabezado por el presidente argentino.

Fuente Informativa: AFP

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias