Fuertes precipitaciones dejan en evidencia el colapso de los drenajes en Lara

Crédito: Alberto Briceño

Fuertes precipitaciones dejan en evidencia el colapso de los drenajes en Lara

Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA.- Las calles se convirtieron en piscinas por el torrencial aguacero que se registró en los municipios Iribarren y Palavecino la tarde y noche de este jueves. A las 8:30 de la noche, el director de Protección Civil en Lara, Luis Mujica, inspeccionó la calle principal del sector Santo Domingo, adyacente de la avenida Ribereña, reportando cuatro casas inundadas con pérdida de enseres y el colapso de un muro de contención. Asimismo, indicó que 23 familias registraron daños en sus viviendas en el sector cuatro de El Garabatal por el desborde de una quebrada.

"En Santo Domingo, en la calle principal, tenemos casas inundadas y afectación de vialidad por arrastre de sedimentos. Recorrimos Cabudare, avenida Ribereña hasta Valle Hondo y reportamos fuerte caudal en las quebradas, además de avenidas colapsadas. En el centro de la ciudad de Barquisimeto se contabilizaron varios árboles caídos en lugares como la carrera 13 con calle 57, en la calle 43 y en la urbanización Los Crepúsculos. Asimismo, Protección Civil reportó aumento progresivo de caudal en la quebrada La Ruezga y nos mantenemos monitoreando el sector La Pastora, al oeste de Barquisimeto", expresó Mujica.

De acuerdo con los reportes meteorológicos, Lara mantiene desde el martes 27 de septiembre formaciones bruscas de cúmulo nubosos por baja presión atmosférica que generan descargas eléctricas.

"Perdimos la nevera, televisores, la ropa y se nos mojó la cama. El agua nos tumbó la cerca de la casa, inundó el patio, cocina y cuartos. No tenemos dónde dormir hoy", exclamó María Orellana, una de las habitantes del sector Santo Domingo.

"En Santo Domingo no hay desagües, el agua queda estancada, no tenemos para dónde sacarla. Si vuelve a llover fuerte en Barquisimeto no sé cómo vamos a hacer", dijo Adriana Orellana, de Santo Domingo, quien vive con cinco personas.

Rosa Yaqueno, afectada, dijo que vivía con cuatro personas, entre ellos un menor de edad, y precisó que el colapso del muro de contención y la vialidad en Santo Domingo comenzó a las 6:00 de la tarde de ayer. "Es la segunda vez que nos inundamos en menos de una semana", dijo alarmada.

En la carrera 25 con calle 27, vecinos cerraron esa calle porque el agua les llegaba a las rodillas. "Cada vez que pasan los carros se forman olas y el agua se mete a las casas. Estos drenajes llevan años tapados y la alcaldía no hace nada", informó un señor, quien prefirió no identificarse.

El Centro Comercial Socialista, conocido como "Bequito" en la carrera 19 con calle 29, también se inundó. Comerciantes padecen la pérdida de su mercancía. En la esquina de esa calle un carro se accidentó porque el agua le llegó a la mitad de las puertas. Personas a las 10:00 pm intentaban quitar palos y escombros de las alcantarillas para que el agua corriera.

Lluvias afectaron 200 casas

Más temprano Luis Mujica, director de Protección Civil (PC), informó que durante las lluvias del martes 27 de septiembre, 13 familias reportaron pérdidas de enseres y en total serían 177 viviendas afectadas por las lluvias en las parroquias Concepción, Unión, Cabudare, Trinidad Samuel, Bolívar de los municipios Iribarren, Palavecino, Morán y Torres, de ese día.

Detalló que siguen desplegados en la quebrada La Ruezga, en busca del cuerpo del otro joven que fue arrastrado por la quebrada el martes. Trabajan en conjunto con Bomberos de Iribarren, Policía Nacional, Regional y Municipal. A las 5:00 PM de este jueves informó que tuvieron que parar la búsqueda porque las precipitaciones aumentaron el caudal de la quebrada.

Angélica Yépez, ingeniero y directora del Gabinete de Infraestructura y Servicios de la Alcaldía de Iribarren, dijo que fueron retirados 775 metros cúbicos de sedimentos, restos vegetales y sólidos, en un despliegue de cuadrillas en varios sectores del municipio.

"Fue un trabajo en conjunto con Barrio Nuevo Barrio Tricolor, Ministerio de Obras Públicas, Gobernación de Lara y empresas privadas que colaboraron con maquinarias", comentó. Además resaltó que trabajaron con 18 camiones volteos que hicieron 80 viajes el día miércoles y jueves en la mañana.

Quebradas son una amenaza

El municipio Palavecino resultó uno de los más afectados por las precipitaciones de este jueves. Quebradas como Tabure, que pasa por comunidades Villas Tabure, El Palmar y Valle Hondo se volvió a desbordar y los habitantes de la zona vivieron nuevamente una película de terror.

Desde el año 2016 esta zona se inunda por cualquier lluvia que caiga. Sus habitantes ven con preocupación como la Alcaldía de Palavecino y la gobernación de Lara no se avocan a hacer limpieza y desmalezamiento en esta zona, antes que ocurra la muerte de alguna persona como ocurrió hace seis años a la altura de una quebrada cuando la crecida arrastró a una persona y a un vehículo.

Las calles de la intercomunal Barquisimeto Cabudare a la altura del Hospital Internacional, eran un río. El colapso de las vías también se registró en la avenida La Mata. Bomberos de Palavecino informaron que se encontraban atendiendo las emergencias, y la alcaldía no ofreció balance de sucesos reportados.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Locales

Paciente oncológico infantil requiere ayuda

| comentarios