Dos jóvenes mueren al ser impactados por una camioneta en Los Rastrojos

Euseglimar González | LA PRENSA DE LARA.- Imprudencia acabó con la vida de Jesús Alberto Gómez, de 21 años y Adrián José Vargas, de 24 años, quienes fueron impactados por una camioneta Silverado que era conducida por un adolescente de 16 años de edad. El hecho ocurrió ayer en la madrugada en Los Rastrojos, municipio Palavecino.

Los dos jóvenes eran amigos y trabajaban juntos en una panificadora de Cabudare, el sábado salieron a las 11:30 de la noche y se fueron a sus casas, pero quedaron en ir a comer hamburguesas en un puesto de comida rápida que queda cerca del sector donde vivían.

Pasadas las 12:00 a.m., Jesús Alberto llegó en su moto a buscar a Adrián para que fueran a comer y se montó de parrillero y salieron. Cuando iban por la avenida Bolívar de Los Rastrojos, casi a dos cuadras de la casa de Adrián, una camioneta Silverado, aparentemente, trató de adelantar a un vehículo e invadió el canal contrario, justo en ese momento pasaban los dos muchachos y fueron impactados por la Silverado.

Según los testigos del accidente, ambos salieron expelidos de la moto y cayeron sobre el pavimento. Justo en ese momento dos muchachos, quienes iban a bordo de otra moto, trataron de esquivar la camioneta, pero se estrellaron contra ella.

Las personas que estaban en los alrededores de la zona corrieron a ver qué podían hacer por los jóvenes, pero Adrián y Jesús Alberto estaban muertos, mientras que Abraham López y Eiker Durán resultaron con lesiones en su cuerpo.

Los vecinos de la zona de inmediato reconocieron a Adrián y se fueron a avisarles a los familiares, quienes residen a casi dos cuadras de donde ocurrió el accidente. Al mismo tiempo, otra persona se fue hasta la casa de la mamá de Jesús Alberto para informarle lo ocurrido.

Los familiares llegaron al sitio y estaban destrozados, no podían creer lo que pasaba.

"Tocaba a mi hijo, esto me parece mentira. No podía creer todo lo que había pasado", dice en medio del llanto la madre de Jesús Alberto.

Los dos jóvenes que resultaron lesionados fueron trasladados al ambulatorio de Cabudare.

Los familiares de los dos muchachos que murieron contaron que el joven que conducía la Silverado se quedó en el sitio del suceso y apenas llegaron los funcionarios de Tránsito de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) se entregó y aseguró ser el responsable del accidente.

Los uniformados comenzaron a hacer las experticias para luego hacer el levantamiento de los cadáveres, mientras que al adolescente se lo llevaron detenido hasta la sede policial de Palavecino.

"Queremos que se haga justicia. Que sea la ley que tome el caso, porque fueron dos familias las que están enlutadas, dos muchachos que estaban empezando a vivir", sostuvo una tía de Adrián.

Según una fuente policial, el detenido fue puesto a la orden de la Fiscalía 18 del Ministerio Público.

Ayer en la mañana, los familiares y amigos de Jesús Alberto y Adrián estaban en los alrededores de la morgue a la espera para poder retirar los cuerpos. No paraban de llorar y los describieron como excelentes personas.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Ver más:
Otras Noticias