Revelan presunto caso de pedofilia en agencia de modelos

Hildamar Chávez | LA PRENSA de Lara.- Desde hace varios días surgió una polémica en redes sociales por la presunción de explotación infantil dentro de la agencia de modelaje venezolana "Belankazar". 

La academia cuenta con sedes en Sabana Grande y Boleíta. Actualmente se le acusa por promocionar a niñas en poses indebidas y vender membresías por contenido Premium en criptomonedas, lo que levanta aún más sospechas sobre la verdadera cara de ese negocio. 

A eso se le suman mensajes con alto contenido morboso que dejan los seguidores de las cuentas de la agencia y la publicidad que se exhibe dentro de este contenido. 

El aspecto más polémico del caso tiene que ver con los contenidos privados a los que se tiene acceso a través de una membresía, en la que el que paga se convierte automáticamente en patrocinador.

Estallido de las redes sociales

El estallido comenzó por un hilo creado en Twitter en el que se denuncia a la plataforma multimedia, Youtube estar conectado a "los anillos de la pedofilia y la explotación infantil". 

En los tweets se expone como la agencia pública vídeos de niñas modelando en traje de baño y algunos atuendos y poses no apropiados para su edad, donde la mayoría de las visitas son de hombres adultos entre 20-60 años que se encuentran alrededor del mundo. 

Quienes son

Belankazar fue creada en 1989. En su página web señalan que su misión es "proporcionar servicios de formación integral en el área del modelaje, representación artística y organización de eventos de moda, apoyados en un equipo de trabajo eficaz y competente, para que nuestros estudiantes y modelos profesionales alcancen el objetivo de ser exitosos en su vida personal y profesional". 

Aseguran que la institución está integrada por un reconocido staff de profesores que se dedican a transmitir toda su experiencia y conocimientos "para que los alumnos dispongan de sólidas herramientas y puedan desempeñarse idóneamente a nivel personal y profesional, ampliando de este modo sus posibilidades laborales".

La página web

Lo que detono esta bomba fue la exhibición de ciertas categorías que se encontraban en la página web de la academia. 

La página ofrecía un servicio de suscripción para ver las sesiones y vídeos de sus modelos, las cuales estaban divididas en subcategorías: 

PLATA: Todos los PhotoBooks de Minis, Pre-Teens, Misses y Boys.

ORO: Todo lo mencionado anteriormente más fotos de todos los eventos especiales realizados por la agencia.

DIAMANTE: Todo lo mencionado en las categorías anteriores con el Plus de que contiene todas las sesiones de fotos temáticas especiales con sus modelos principales y modelos pequeños, más acceso a "vídeos especiales privados y exclusivos".

La única forma de crear una cuenta y acceder a dichas membresías era a través de una sola opción de pago, Criptomoneda: Bitcoins, Bitcoins Cash, Litecoins y Ethereum.

Lo curioso es que este modo de pago es generalmente anónimo y en muchos casos utilizado para delitos.

Belankazar responde 

Tras el bombardeo a sus redes sociales, la institución no tardó en manifestarse y tratar de limpiar su nombre.

Por medio de un comunicado Belankazar aseguro que el contenido publicado en la página web es el mismo que se puede apreciar en todas sus cuentas de las distintas redes sociales, lo que que resulta algo extraño pues luego de que se hicieran virales las membresías que se ofrecían en la página, estas fueron desactivadas.

 Las autoridades de la academia aceptan que la mayoría de los vestuarios utilizados son trajes de baño, sin embargo, aseguran que su material jamás ha sido orientado con una visión sexual o de aprovechamiento de sus modelos, y alegan que solo es el tipo de marketing que usan para costear los gastos de producción, maquillaje, personal operativo, etc. Por lo que crearon una campaña de descrédito a todas esas denuncias realizadas en su contra que a su parecer solo se tratan de "difamaciones sin pruebas reales". 

Manifiesta que solo se trata de una cultura latinoamericana que es aún más pronunciada en Venezuela, donde las niñas comienzan desde muy pequeñas a formarse como modelos integrales para posteriormente participar en concursos y reinados de belleza.

Aseveran que cuentan con más de 30 años en el mercado y que este ataque ha sido planificado con "premeditación y alevosía" para dañar su imagen pública. 

La denuncia:

Irrael Gómez, experto en marketing, es el dedo acusador más resaltante del caso.

"Cada vez que busco más es más perturbador. Es necesario que se aboquen los entes para investigar el caso, ninguna de las niñas pasa los 11 años, han cerrado el registro para que no se pueda ver lo que tienen en sus servidores con niñas venezolanas", expresó Gómez a través de su cuenta de Instagram donde además informó que el contenido de la página web se encuentra linkeado a páginas de pornografía rusa

Inculpó a Hernán Pereira, Director general; y a Alexander Velásquez, director ejecutivo de Belankazar, por ser los responsables de vender el contenido de niñas de entre 8 y 13 años para promover el morbo. 

En las búsquedas relacionadas con el portal web que son las palabras con las que este pretende ser visualizado, se encuentran palabras como: chiquitita, mini top model, mexicana en lencería, belankazar models, modelo venezolana, modelito, Young, ilegal tiny, arab hairy, pussy fuck, minimodel, dirty sex, dirty talk, thailand teen, Little model, silicone sex doll, belankazars, entre otras. 

Irrael afirma que se trata de un negocio que produce al menos 60 mil dólares mensuales sin contar las membresías y vídeos de youtube que superan hasta los cuatro millones de visitas. 

En uno de los posts publicados referente a la denuncia, se encuentran dos fotos: una supone un fragmento de vídeo con contenido pornográfico en un baño, y la otra, es una foto publicada por la misma academia como parte de una de las sesiones fotográficas que posee las mismas baldosas, color y ambiente que la anterior.  

Asimismo, comunicó las denuncias realizadas por parte de algunos de los padres de las menores que solían asistir a la organización, una de ellas asegura que no tenía ni idea de que el contenido de su hija era vendido con tendencia sexual.

Las autoridades se mantienen alerta

La Defensoría del Pueblo respondió al llamado y comunicó que se está articulando con los entes competentes para conocer más sobre este caso. 

Asimismo, el director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), señaló en sus cuentas de Instagram que el organismo no permitirá el abuso sexual infantil.

"El Cicpc irá con todo contra quienes cometan estos delitos. No podemos permitirlo", afirmó.  

Otras Noticias
Nacionales

| comentarios

Nacionales

Julio Borges a Bolivia: Estamos con ustedes

| comentarios