Nuevos estudios sobre el trasplante neuronal en ratones

EFE | LA PRENSA DE LARA.- El trasplante de neuronas es una vía de investigación para reconstruir los circuitos tras un daño cerebral. Nuevos estudios en ratones indican que la conexiones formadas inicialmente son abundantes, pero que caen por debajo de niveles normales a largo plazo.

Dos estudios que publica hoy Science Advances profundizan sobre los trasplantes neuronales en modelos de ratón de lesión cerebral traumática (LCT), enfermedad de Alzheimer y envejecimiento.

Este tipo de injertos están diseñados para sustituir a las neuronas dañadas en diferentes tipos de lesiones o enfermedades cerebrales.

El primer estudio, encabezado por la Universidad de Múnich (Alemania), observó que las neuronas trasplantadas de cortezas cerebrales de ratones embrionarios formaban inicialmente más conexiones en los cerebros de roedores con LCT que en aquellos que tenían inflamación pero no LCT o en los no lesionados.

Sin embargo, estas abundantes conexiones neuronales cayeron por debajo de los niveles normales a largo plazo, lo que sugiere que no todas las lesiones están sujetas al mismo nivel de conectividad entre el cerebro y el injerto a lo largo del tiempo.

Para comprender la eficacia de los trasplantes neuronales en la formación de nuevas conexiones en cerebros con LCT, el equipo causó lesiones cerebrales en las cortezas visuales primarias de ratones adultos.

Una semana después, trasplantaron neuronas de ratones embrionarios a cada lesión y luego analizaron el progreso a corto plazo y los resultados evidenciaron "inesperadamente" que la conectividad disminuyó sustancialmente después de 3 meses, señaló Science Advances.

El segundo estudio, también de la Universidad de Múnich, se centró en el trasplante en el caso de ratones envejecidos o usados como modelo de la enfermedad de Alzheimer.

El equipo descubrió que las neuronas fetales trasplantadas al cerebro de ratones con esas características formaban un exceso de conexiones neuronales en comparación con los no afectados o aquellos jóvenes con una leve inflamación por lesiones corticales.

Los autores indicaron que más allá de los mecanismos que median en la integración de las neuronas, este estudio "pone de relieve la necesidad de optimizar las condiciones para una adecuada conectividad de los injertos" en pacientes con enfermedad de Alzheimer y en pacientes de edad avanzada.

Para explorar el rendimiento de las neuronas trasplantadas en entornos cerebrales alterados por las proteínas amiloides (para modelar la enfermedad de Alzheimer) o el envejecimiento, los investigadores examinaron las sinapsis de las neuronas trasplantadas en modelos de ratón.

Descubrieron que esas nuevas neuronas formaban un exceso de conexiones, tal vez debido a la pérdida de sinapsis característica de los cerebros envejecidos y enfermos, indica la revista.

El estudio sugiere que los científicos no pueden determinar cómo funcionarán los trasplantes neuronales en los cerebros envejecidos o en los que padecen la enfermedad de Alzheimer extrapolando los estudios en modelos de ictus o LCT.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias
Curiosidades

¿Qué hacer en caso de un ciclón?

| comentarios

Curiosidades

¿Por qué deberíamos comer cinco veces al día?

| comentarios