Seis mandatarios latinoamericanos en acto de asunción de Castillo

Agencias | LA PRENSA DE LARA.- Con un panorama poco alentador, debido a la crisis sanitaria generada por la pandemia y por el control de la oposición en el Congreso, Pedro Castillo asume este miércoles la Presidencia de Perú.

Tras una larga espera de mes y medio para su proclamación, debido a las impugnaciones de su adversaria Keiko Fujimori, Castillo asumirá las riendas para gobernar a Perú durante los próximos cinco años.

Al menos 10.000 policías, diez drones y cinco helicópteros serán desplegados en Lima para garantizar la seguridad este miércoles durante los actos que contarán con la presencia del rey Felipe VI de España, media docena de presidentes latinoamericanos, tres ex mandatarios, ex cancilleres y diversas personalidades.

Previo a su juramentación, Castillo sostuvo este martes reuniones bilaterales con Miguel Cardona, enviado especial del presidente estadounidense Joe Biden, con el monarca español y el mandatario de Ecuador, Guillermo Lasso, quienes están en Lima para asistir a su investidura.

Entre los mandatarios que acompañarán a Castillo durante la ceremonia, también se encuentran el argentino Alberto Fernández, el boliviano Luis Arce y el chileno Sebastián Piñera. En el evento estarán presentes el secretario de Educación de Estados Unidos, Miguel Cardona, y el ex mandatario boliviano Evo Morales.

LA LLAMADA DE BLINKEN

Como parte de su agenda previa a la ceremonia de investidura, Castillo recibió el lunes la llamada telefónica del jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken, quien lo felicitó por el triunfo. El funcionario también le dijo que Washington espera de él "un rol constructivo" respecto de Venezuela, Cuba y Nicaragua.

Aunque sectores políticos y empresariales peruanos temen un giro al socialismo semejante al de Caracas, el principal asesor económico de Castillo, Pedro Francke, dijo a la AFP que el programa no tiene "nada que ver con la propuesta de Venezuela".

EL EFECTO PANDEMIA

El cambio de mando en la Casa de Pizarro se produce en medio del duro golpe que ha asestado la pandemia en el país. Perú acumula más de dos millones de contagios y casi 200.000 muertos por COVID-19, siendo la nación con mayor tasa de mortalidad del mundo por el coronavirus, con 603 decesos cada 100.000 habitantes.

Además, una larga cuarentena en 2020 causó la pérdida de dos millones de empleos y sumió al país en la recesión. El PIB cayó 11.12%.

CONGRESO EN CONTRA

La gobernabilidad será otro reto del nuevo mandatario. Una polarizada campaña electoral y las convulsiones políticas del último quinquenio, que condujeron a Perú a tener tres presidentes en cinco días de noviembre de 2020, son el contexto del Gobierno que comienza.

Sin haberse juramentado como presidente, Castillo ya tuvo su primer revés ente la oposición, que ganó el lunes la presidencia del Congreso con la centroderechista María del Carmen Alva.

Diez partidos tienen presencia en el fragmentado nuevo Congreso de 130 miembros. Las mayores bancadas son de Perú Libre, el partido de Castillo, cuenta con 37 escaños, y del partido fujimorista Fuerza Popular, con 24. Acción Popular, el partido de Alva, tiene 16.

UN MAESTRO DE IZQUIERDA

Pedro Castillo, es un maestro rural de izquierda que logró la Presidencia con apenas la mitad de los votos en los comicios contra Keiko Fujimori. Es considerado como el primer mandatario peruano sin parentesco ni lazos con las élites políticas, económicas y culturales del país.

El nuevo presidente, de 51 años, siempre luce un sombrero blanco de copa alta típico de los campesinos de su pueblo natal Cajamarca, al norte del país. Es católico, contrario al aborto y las uniones entre personas del mismo sexo.

Su discurso encendido contra la derecha peruana durante la compaña electoral y su promesa de refundar al país mediante una nueva constitución, han desatado la asociación de Castillo con otros regímenes izquierdistas de la región.

Sin embargo, la semana pasada Castillo se desmarcó Nicolás Maduro al descartar que vaya a copiar "modelos" extranjeros e insistir en que no es "chavista" ni "comunista".

El presidente interino Francisco Sagasti, quien recibió el pasado viernes a Castillo en el Palacio de Gobierno, le recomendó que evalúe si se justifica insistir en su propuesta de cambiar la Constitución, rechazada por la derecha.

Sagasti destacó el "sentido del humor" y la "sencillez" del nuevo presidente, quien le "preguntó donde pondría los animalitos que tiene en su casa rural de Cajamarca".

Castillo viajará el jueves a la ciudad andina de Ayacucho para una juramentación simbólica en la Pampa de la Quinua, escenario de la batalla de Ayacucho del 9 de diciembre de 1824, dirigida por el general venezolano Simón Bolívar, que selló la independencia de Perú y del resto de la América española. Para cerrar sus actos de toma de posesión, el viernes encabezará una Parada Militar en Lima.

Fuente: Infobae

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias