Denuncian trato inhumano a embarazada en el HCAMP

Redacción | LA PRENSA DE LARA.- Un completo calvario es el que ha tenido que vivir la señora Robely Rivero tras ingresar a la sala de parto del Hospital Central Antonio María Pineda.

Su comadre, Yorelis Mujica, reveló a LA PRENSA que la dama presenta un embarazo de alto riesgo de 33 semanas. Relata que a Mujica se le diagnosticó una condición llamada acretismo placentario, la cual requiere extrema vigilancia médica.

Recalcó que desde el ingreso, la mujer no ha recibido la más mínima atención, por el contrario, denuncia que una pasante cometió una negligencia al hacerle un tacto vaginal que era contraproducente dada su condición.

Tras haber cometido tal error, Robely comenzó a sangrar y expulsó un "coagulo enorme". No obstante, eso no ha despertado el interés de los doctores que allí trabajan.

Los galenos afirmaron que era necesario realizar constantemente una ecografía doppler para evaluar como marchaba el embarazo, aun así, siguen esperando que alguno se digne a prestarle la atención que requiere.

Yorelis puntualiza que dentro del centro hospitalario reina la desidia y la humanidad ha quedado en un segundo plano. Comenta dentro del hospital están dejando morir a la dama que además es madre de otros dos niños.

"Sería muy triste que su niña muera por falta de atención o peor aún que ambas pierdan la vida" continuó diciendo mientras hacía un llamado a las autoridades del hospital para que de una vez por todas atiendan a su amiga.

Otras Noticias