Extrabases de Alfonso Saer 05-02-2021

LA PRENSA DE LARA - JAVIER González, periodista, escritor y recolector de sucesos deportivos, nos hizo recordar con su formidable archivo una de las hazañas que preferimos por siempre y exaltamos con frecuencia. Resulta que al incansable Diego Seguí se le ocurrió el 30 de enero y primero de febrero de 1963 lanzar dos juegos completos en una semifinal de la liga venezolana. Con el Valencia, uno de sus equipos en nuestra pelota, tiró los nueve innings un día sábado y blanqueó al Caracas, 5-0, con diez ponches propinados y ocho imparables recibidos. Entonces empató la serie en el "José Bernardo Pérez" carabobeño, llamado antes Cuatricentenario... EL decisivo estaba pautado para el mediodía siguiente en el Universitario caraqueño. Para sorpresa general, Seguí calentaba en el bullpen y nadie imaginaba lo que estaba en puertas. Al portentoso brazo del cubano nativo de Holguín se le ocurrió nada menos que dispensar otros nueve episodios, tolerando siete incogibles y batiendo a los absortos Leones, 5-1. El derrotado fue Víctor Davalillo. Así es, lector. Dos juegos completos en menos de 24 horas. Eran tiempos de adolescencia para nosotros y escuchamos a Delio Amado León transmitir ambos encuentros por la señal poderosa de Radio Rumbos. Semejante demostración de resistencia y disposición nos quedó grabada como algo difícil de volver a ver en un beisbol de tal nivel. Luego, Valencia batió en la final (4-2) a Rapiños, con nuestro personaje logrando la victoria, 4-3, en el cuarto partido ... EL "tenedor" de Seguí trinchó sin pausa en quince temporadas venezolanas. Obtuvo la "tontería" de 95 triunfos --- segunda mayor cantidad en nuestra pelota ---- y deleitó con su entrega y fortaleza en el montículo. ¡Dos completos en una semifinal! Esperen sentados para volver a verlo.

     CON el terrible coctel de pandemia, restricciones de MLB y crisis económica, la LVBP ha visto un inédito desfile de managers, muchos de ellos noveles, debutantes. Un robusto grupo no ha pasado la prueba. Otros pilotos, como Luis Ugueto y Mike Álvarez, han triunfado en sus primeros intentos. El año que viene, si los entreveros siguen así, veremos una importante cantidad de inexpertos. La necesidad obliga... EN Cardenales soplan vientos de cambio. El subcampeonato - así son las cosas - no dejó un buen sabor entre los monarcas del 2019 y 2020. La tienda guara es cautelosa, poco dada a filtrar ese tipo de informaciones, pero entre cielo y tierra no hay nada oculto. Es muy probable que José Moreno salga del club pese a su buen récord de dos subcampeonatos y un título. Para nada gustó su manejo del pitcheo en la final ante Caribes y uno nunca sabe si hay algunas fisuras complementarias con la oficina, lo cual no aseguramos. La movida de mata pudiera llegar hasta figuras importantes en el terreno de juego. Cardenales siempre ha cuidado mucho la disciplina, el orden interno. Cinco finales en línea hacen que solo satisfaga la gema principal. Por ahora eso les adelantamos.

     CARIBES anotó cuatro carreras en los primeros cuatro juegos de la Serie del Caribe. Los mismos toleteros que acribillaron en las postrimerías del certamen criollo a Magallanes (.328) y Cardenales (.331), solo conectaron para .178 (118-21) en 36 episodios. Cañoneros como Willians Astudillo (.200) y Alí Castillo (.133) apagaron sus calientes barquillos. Extraño como se le fueron las luces al cuadro que orgullosamente exhibía una ofensiva inmisericorde. El síndrome que contagió a Lara en la final nativa invadió los maderos indígenas en la cita caribeña y en el peor momento posible. El pitcheo (2.91) no ha sido culpable. Es que con tres marcas en los últimos tres juegos no es posible nada positivo, salvo ganarle con angustias a Colombia, 1-0. La pelota da cada sorpresa... BABE Ruth nació un 6 de febrero hace 115 años. Siempre es bueno rememorar detalles del hombre que transformó el beisbol en los años veinte del siglo pasado. Sus 714 jonrones hicieron a un lado la época de la bola muerta. Empujó 2.214 carreras y anotó otras 2.174. Comenzó y terminó con Boston, pero su trayectoria luminosa se disfrutó con los Yankees. Largó 60 de vuelta entera en 1927 y fue tan buen pitcher como toletero. Sus registros en diez temporadas (94-46, 2.28) así lo certifican. El bambino fue un ídolo como ninguno. Extrovertido, locuaz, díscolo, atrevido, bohemio. Murió de cáncer con apenas 53 años el 16 de agosto de 1948... TAMBIÉN está de cumpleaños este seis un gran amigo, Giuseppe Lombardo, factor primario de Master Circuito, patrocinante de esta columna con una constancia que agradecemos. Felicidades, larga vida y permanente buena salud. Un abrazo... INTUIMOS que Lara nuevamente estará muy activo en el mercado. Las transacciones en su mayoría han sido exitosas para el bando alado. Habrá noticias en breve... FÉLIX Hernández se monta en el que posiblemente sea su último autobús. No lanzar en el 2020 quizás resulte un elemento que perjudique su regreso al campo con los Orioles de Baltimore. Su última gran campaña fue en el 2015 (18-9, 3.53). Con los Marineros embolsó 217 millones de dólares en 15 torneos.

@Alfonsosaer
Otras Noticias
Béisbol

Un guaro dirigirá a los Yanquis de Nueva York 

| comentarios

Béisbol

Extrabases de Alfonso Saer 05-03-2021

| comentarios

Béisbol

Odor no se duerme y quiere pulirse en tercera

| comentarios