No sé cómo vamos a hacer cuando el dólar se ponga más alto para poder comprar comida.

Teresa Ladino

Ama de casa

En los comercios cambian los precios dos veces al día por la cotización del dólar.

Pedro Carrasco

Herrero

Entro a un supermercado y me deprimo al ver los precios, porque la plata no nos alcanza para nada.

Mariela Linares

Consultada

Hay que comprar antes de que el dólar cotice porque si no te llevarás menos de la mitad de alimentos.

Laura Castellanos

Consultada

El dólar ha subido tanto, que de hoy al 24 ya no podremos ni comprar una harina para comer.

Richar Asuaje

Mecánico

Nuestra pensión no alcanza para pensar en dólares, es para medio comprar algo de comida.

Ángela Castro

Pensionada

Lo que ganamos al mes no alcanza, porque se ha convertido en menos de un dólar; es poquito.

Rafael Guédez

Pensionado

El sueldo de docente se convirtió en menos de un dólar hace mucho tiempo y no alcanza.

Isabel Amaro

Docente

No alcanza ni para el pasaje, porque este también a diario lo aumentan, según como esté el dólar.

William Peraza

Comerciante

La mercancía la venden en dólares y aumenta todos los días, a veces nos quedamos cortos de dinero.

Liliana González

Comerciante

Subida del dólar le quita el pan de la boca a los venezolanos

Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA.- El alza del tipo de cambio paralelo no tiene freno y ayer se ubicó en 1.085.529 bolívares por dólar, según el marcador @enparalelovzla. Esto representa que en un mes el precio del dólar duplicó su valor, debido a que el pasado 28 de octubre tenía un precio de 508.292,82 bolívares. Pensionados y algunos trabajadores de la administración pública, que cobraron un aumento salarial de un millón 200 mil bolívares el 4 de noviembre, perdieron en tan sólo 23 días la mitad de su poder adquisitivo, porque ahora su salario tan sólo equivale a un dólar con 10 centavos al mes, exacerbándose la pobreza.

"La gente ya no tiene qué comer, el régimen las hace cada vez más miserables. La razón principal de la subida súbita del tipo de cambio paralelo es que en noviembre el Banco Central de Venezuela (BCV) ha emitido mucho dinero inorgánico para el pago de bonos y subvenciones con fines electorales, con la intención de lograr un mínimo de participación en su fraude parlamentario", soltó Alfonso Marquina, presidente de la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional.

Puntualizó que la realidad es que este jueves el dólar superó los 100 billones de bolívares (Bs. 100.000.000.000.000), si se le suman los tres ceros de la moneda que el gobierno de Hugo Chávez le quitó en la reconversión monetaria de 2008, más los cinco ceros que le quitó Nicolás Maduro en agosto de 2018, lo que se traduce a que el Bolívar Soberano ayer llegó al subsuelo.

"Estos dos últimos meses del año empieza a haber mucho más movimiento en el comercio, porque en la calle el gobierno está pagando cada vez más bonos vía carnet de la patria, al sector público y privado les han cancelado sus aguinaldos y esa gran cantidad de dinero, que no está respaldada en la producción, la gente busca gastarla lo más rápido posible, bien sea comprando alimentos o comprando dólares, porque saben que el bolívar cada hora pierde su valor", explicó Miguel Rojas, economista de la firma de consultoría Global Consulting Group.

Informó que esa subida del tipo de cambio paralelo mantiene a la ciudadanía en zozobra. "La gente anda estresada de lunes a viernes y busca comprar en el mercado antes que el dólar negro cotice. Antes de las nueve de la mañana y la una de la tarde. Si el gobierno decidiera aumentar el salario en diciembre y sigue con la misma tendencia de emitir bonos, el tipo de cambio paralelo podría llegar a los dos millones de bolívares en el último mes del año", expresó Miguel Rojas.

Compran menos

La zozobra invadió a los larenses al ver el incremento el dólar con sólo la cotización de la mañana, el desespero y angustia se observaban en sus rostros, pues al ver los nuevos precios de los alimentos comenzaron a contar cada bolívar del que disponían para ver si les alcanzaba para lo que habían salido a comprar.

La carne en 3 millones 800 mil y la harina de maíz rozando el millón causaron conmoción entre los guaros, pues con lo que iban a comprar tres alimentos sólo les alcanzaba para uno.

"Ya no se puede ni comer todo está por las nubes y por más que se busque lo más barato para que el dinero rinda es imposible porque al cambiar el dólar cambian los precios y el único afectado es el trabajador que cobra en bolívares y le toca hacer maromas para poder llevar el sustento a la casa", expresó Ernesto Castillo.

Apurados para comprar antes de que la moneda extranjera diera un nuevo golpe al bolívar los guaros desbordaron los comercios de la ciudad para poder comprar algunos víveres que aun tuvieran precios accesibles.

"Arroz, y pasta y será comerla pura porque hasta la mantequilla está por las nubes, pronto ni un artículo podremos comprar", añadió Carmen Lozada quien buscaba algunas ofertas en alimentos para no regresarse a casa con las manos vacías.

Sin cambios

El diputado Alfonso Marquina, contó a LA PRENSA que aunque el gobierno hable de una flexibilización de la cuarentena para diciembre, la economía de Venezuela en nada mejorará en el último mes del año, porque no hay incentivos para que el sector privado invierta e incremente su producción, y la hiperinflación se mantendrá por muchos más meses.

"Hasta que en Venezuela no haya un gobierno capaz de generar confianza, que establezca una disciplina fiscal, esta subida del tipo de cambio paralelo se mantendrá, no se puede seguir financiando el déficit público con la emisión de dinero inorgánico. Las consecuencias a futuro serán las mismas, mayor hiperinflación y desestabilización económica", expresó.

Desde la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional calcular que en el último año la economía venezolana se ha contraído en un 70%.

Informó pensar en una nueva reconversión monetaria en nada resolverá la pérdida del valor del bolívar. "Y aquí se han hecho dos reconversiones monetarias y el resultado es que a los pocos meses esos nuevos billetes del cono monetario pierden su valor. La solución es disciplina fiscal, llámese un bolívar devaluado, llámese un presupuesto reconvertido, llámese un presupuesto en dólares. Si el gobierno gasta más de lo que le ingresa siempre va a ocurrir lo mismo", mencionó.

Refirió que la solución a la crisis tampoco sería formalizar una dolarización, porque en la práctica lo único que no están dolarizados en el país son los salarios de pensionados o de la administración pública y las becas estudiantiles.

Aumento del dólar exagerado

En el último año el precio del tipo de cambio paralelo aumentó 2713%, pasando de costar 40.012 bolívares por dólar el 27 de noviembre de 2019 a cotizarse este jueves en 1.085.529 bolívares.

En cuanto al tipo de cambio del Banco Central de Venezuela (BCV), ayer quedó fijado en 925.505,89 bolívares por dólar. Lo que representa que en un mes el tipo de cambio oficial se ha incrementado 461.214 bolívares. El pasado 27 de octubre este dólar se cotizaba en 464.291 bolívares, duplicándose su valor.

El salto más significativo que tuvo el tipo de cambio oficial se registró el 24 de noviembre, ese día aumentó en un solo día 135.714,36 bolívares, ya que cotizó en la mañana en 782.025,16 bolívares y en la tarde cerró en 917.739,52 bolívares.

Si se compara el precio del salario cancelado a los pensionados y jubilados por el gobierno desde el 4 de noviembre, con la cotización del tipo de cambio oficial, este sector de la población lo que está devengando mensualmente es un millón 200 mil bolívares equivalente a 1,29 centavos de dólar. El Banco Mundial establece que una persona vive en pobreza extrema si gana diariamente 1,90 centavos de dólar.

Monetizan el déficit fiscal

Alejandro Castro, gerente de Operaciones de Econométrica contó a LA PRENSA que desde el 31 de octubre, el Banco Central de Venezuela viene aumentando exacerbadamente la liquidez monetaria, que es la cantidad de billetes y monedas en manos del público, los saldos de los depósitos en sus cuentas corrientes y de ahorro en el banco, y también la base monetaria que es la cantidad total de billetes y monedas emitidos por el BCV en poder del público.

Explicó que solamente en la primera semana de noviembre que va del 31 de octubre hasta el 7 de noviembre, la base monetaria aumentó 30%, y la liquidez monetaria 15%. "Para que un país incremente su base monetaria y su liquidez monetaria en 30%, con un dígito de inflación como Colombia que es 4% la inflación interanual, tardaría 50 semanas o cuatro años", reveló.

Informó que el registro más reciente que tiene Econométrica de este incremento de dinero sin respaldo que hay en la economía, emitido por el BCV, se dio del 6 al 13 de noviembre. En ese lapso la liquidez monetaria aumentó, 6%, y la base monetaria 1,2%.

Otras Noticias