Corpoelec puede tardar hasta 90 días para atender contingencias

logo170

Ana Uzcátegui | LA PRENSA DE LARA.- Entre 15 días a tres meses puede tardar una comunidad de Lara, en recibir atención de Corpoelec para que les sea reemplazado un transformador eléctrico. Así lo informó Oswaldo Méndez, secretario general del Sindicato de Corpoelec en la entidad.

"Estos equipos tardan tanto en ser reemplazados porque no hay contraloría en las oficinas de seguimiento de Corpoelec. Antes iban los linieros, inspectores, y se sustituían por uno nuevo en cuestión de minutos. Pero no sabemos porqué si en Lara existe una fábrica de transformadores las comunidades se quedan tanto tiempo sin respuesta de la corporación", apuntó.

"El transformador es un elemento importante entre la empresa servidora y el cliente. Permite bajar la tensión eléctrica cuando la energía llega a las casas en 120 voltios o 240 voltios. Antes se llevaba un control estricto con esos equipos, se reemplazaban cuando existía la necesidad debido al incremento de la demanda en las comunidades", acotó Raúl Azparren, ingeniero eléctrico y exvicepresidente de Enelbar.

Precisó que entre las denuncias que el grupo Activos por la Luz recibe es que hay comunidades a los que Corpoelec presuntamente no reemplaza los equipos y le solicita a los usuarios que los adquieran en comercios privados. "Los transformadores deben ser reemplazados sin costo alguno por Corpoelec, así era antes cuando la empresa no había sido tomada por el gobierno nacional y los ciudadanos no tienen que realizar ningún pago", resaltó.

Informó que en Lara existe una empresa en la Zona Industrial II que los fabrica y hay una planta en Carora, llamada Planta de Reconstrucción de Transformadores de la Corporación Industrial Eléctrica. También existen fabricantes en Zulia y Charallave, estado Miranda.

Julio Gutiérrez, vicepresidente del Colegio de Ingenieros, comentó que el incremento de comunidades que quedan a oscuras cuando falla un transformador es porque estos aparatos han cumplido su vida útil que oscila entre los 25 y 30 años. "Suelen fallar cuando luego de un periodo de intensa sequía o calor caen las lluvias y bajan las temperaturas. Estos equipos necesitan planes de mantenimiento preventivos que se dejaron de realizar", mencionó.

La explosión que la gente escucha cuando dejan de funcionar se debe a la quema de los fusibles que generan estruendoso ruido.

Ver más:
Otras Noticias

Locales

La Salle elige a su voz nacional en Lara

| comentarios