Buscan a tres delincuentes por homicidio de sexagenario en Cerro Gordo

Jennifer Orozco | LA PRENSA DE LARA - Buscan a tres "delincuentes", quienes serían los que dispararon contra Valentín Rodríguez Camacaro (67) la mañana del lunes en el puente de Cerro Gordo, para robarle su bicicleta. Cuerpos de seguridad están activos para dar con el paradero de los hombres.

Alias "Leito", "Yonaiker" y "Tito" serían los tres presuntos delincuentes, quienes le dieron el tiro mortal en la boca a Rodríguez. Estos hombres supuestamente viven en el sector Los Rosales, pero alguien los ayudó a salir la misma tarde del lunes, cuando ellos y sus familiares vieron demasiado movimiento policial en la zona.

Estos tres hombres supuestamente se escondieron en la quebrada de Cerro Gordo, debajo del puente para atracar a Rodríguez, saliendo de sorpresa cuando pasó el hombre a las 6:00 am, robándole su bicicleta y supuestamente disparándole con un chopo.

Estos tres, según la fuente policial, salieron dos en la bicicleta y uno corriendo, luego de que cometieron el homicidio, pero tomaron diferentes vías, como para no ser encontrados por los funcionarios policiales.

Valentín Rodríguez era vigilante, tenía 36 años de servicio en la empresa Sisal Lara en la Zona Industrial y siempre agarraba el mismo camino para ir a trabajar. El hombre quedó tendido en el suelo de tierra y sus propios vecinos fueron quienes reportaron el suceso.

El cuerpo fue levantado la mañana del lunes por funcionarios del Cicpc, quienes iniciaron las investigaciones y como Rodríguez era padre de un funcionario activo de la Policía del estado Lara, inmediatamente el lugar se llenó de uniformados, quienes comenzaron a indagar en Cerro Gordo. Según la fuente policial otros cuerpos de seguridad como FAES- PNB han prestado colaboración en la búsqueda activa de los presuntos responsables.

Se pudo conocer que "Leito", "Yonaiker" y "Tito" son miembros de una banda de "rateritos", que han cometido una serie de atracos en la zona y supuestamente ya han estado presos y fueron liberados recientemente, pero tienen "ayuda" de otras personas de la zona para esconderse.

Vecinos aseguraron que la zona se ha vuelto peligrosa y se lo atribuyen a los constantes cortes de luz nocturnos, así como a la falta de transporte que hace que los trabajadores caminen hasta 20 cuadras para poder salir del barrio y llegar a sus puestos de trabajo, dejándolos expuestos en la mañana y en la noche.

Otras Noticias