Representantes cierran escuela .

logo170

María B. Jordán | La Prensa de Lara.- Entre cadenas y candados están los representantes de la escuela Tulio Febres en la comunidad Los Sin Techo, en el norte de Barquisimeto porque la institución, pues aseguran, no está apta para que sus chamos asistan a clases.

Las madres de los estudiantes relatan que con un tobo y un mecate, las obreras de la escuela deben sacar el agua del tanque subterráneo porque no cuentan con una bomba.

Detallan que las paredes están agrietadas y a punto de caer, por lo que los representantes aseguran que tienen un informe de los bomberos, donde dejan claro que la escuela no está en condiciones y que en cualquier momento la pared del preescolar puede irse al sueldo.

?Aquí todo es un peligro?, dijo molesta Desiree Sánchez, una de las representantes, destacando que ellos tomaron la decisión de paralizar las clases desde la semana pasada porque no es posible que sus hijos estén viendo clases en esas condiciones, pues destacan que no son ningunos animales para que los traten así.

Desiree comentó que varias veces han robado hasta los lápices, por lo que los docentes no cuentan ni con implementos para dar clases.

A todo esto se le suma el comedor; allí no cuentan ni con una cuchara para darle la comida a los chamos, por lo que ellos deben llevar hasta el pote de agua porque la del tanque sólo la utilizan para los baños y para limpiar. ?Sirven la comida sin aliños, y nos piden colaboración?, por lo que dijo que sólo llega pasta, arroz y caraotas y a veces ni se ven, dijo Sánchez.

Pasadas las 11 de la mañana una comisión de la Zona Educativa llegó hasta la institución para inspeccionar la escuela, por lo que Nancy Bonett, supervisora circuital convocó a una reunión para escuchar los planteamientos y dar respuesta, destacando que trabajarán en equipo.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias