Drogas sintéticas en alza

logo170

Jennifer Orozco | La Prensa de Lara.- Música electrónica de fondo, jóvenes en sitios sin supervisión, un fras­quito similar a una am­polla e inhalan lo que lle­va adentro y a los minu­tos la euforia o la relajación reina. Así apli­can muchas personas en la actualidad que consu­men las drogas ?popper? o electrónicas para bailar o tener relaciones sexua­les abiertas.

Un funcionario de la GNB división antidroga, quien no puede revelar su nombre, explica deta­lladamente que los ?Pop­per? le deben su nombre a las fiestas con música electrónica o ?rave?, don­de más se consumen este tipo de sustancia química compuesta por nitrito de amilo y otros alquilnitri­tos. En países como Esta­dos Unidos y de Europa comenzó esta práctica en 1970.

?Las víctimas más fre­cuentes de estas drogas son jóvenes entre 16 y 25 años, de clase media-alta, con poder adquisitivo pa­ra comprar estas sustan­cias pues su pago es en dólares?, dice el experto.

El militar señala que ca­da ampolla de ?Popper? puede costar de 5 a 10 dó­lares y su consumo se puede hacer entre 2 per­sonas, aunque algunos de los organizadores de estas fiestas electrónicas compran un aproximado de 10 ampollas y las rocí­an como ambientadores para causar euforia en es­tas fiestas que pueden durar hasta 3 días.

?En Lara los lugares más frecuentes donde se consumen los ?Popper? es en clubes. Las fiestas rave o electrónicas se ha­cen en El Manzano, Río Claro, Sanare, Cubiro y en Sarare en fincas, por ser zonas alejadas donde pueden estar los 3 días con la música, entrada y salida de carros y los veci­nos no denunciaran?, de­talla el militar.

Según la fuente, los ?Popper? no son tan difí­ciles de ofertar entre los jóvenes, pues la palabra ?droga? no se utiliza. Los ofrecen como sales de baño, ambientadores o relajantes musculares y ya los consumidores sa­ben de lo que les están hablando.

El experto explica que una incautación de ?Pop­per? es difícil hacerla, pues muchas veces por los aeropuertos pasan co­mo medicamentos. Re­vela que en Lara en 2018 solo hubo una denuncia de una fiesta electrónica en El Manzano, donde ya las ampollas habían sido consumidas.

?Estas drogas son popu­lares entre los jóvenes porque los desinhiben para desnudarse o tener relaciones sexuales, asuntos que ellos ven di­vertidos y es la esencia principal de estas fies­tas?, explica el militar.

El consumo de ?Pop­per? ha sido prohibida en países como Reino Uni­do, donde se le llama la droga ?gay? por ser con­sumida en marchas de la Lgbti, pero también ha­ber desatado una ola de abusos sexuales calleje­ros.

Pero existen otras ?dro­gas electrónicas? igual­mente sintéticas, como el éxtasis que es una pas­tilla, pero que se ha vuel­to menos frecuente pues su efecto comienza a los 45 minutos de consumi­da, mientras que los ?Popper? tienen una ac­ción en 20 minutos.

?Un pequeño exceso en esta droga puede ser le­tal. Las sobredosis va a depender de cada orga­nismo, peso y tamaño de la persona que consume, pero esto se puede agudi­zar si el lugar es caluroso o muy cerrado. La vícti­ma de la sobredosis llega a tener convulsiones y paro cardiaco sin mucha posibilidad de ser auxi­liado?, dice la fuente.

Cripy más barato

?Para la clase media-baja, es más factible con­sumir Cripy o llamada también supermarihua­na. Con 3 dólares se pue­de comprar un gramo de esta cannabis alterada sintéticamente y con ese gramo pueden drogarse dos personas?, revela.

La fuente dice que esta es la droga más incauta­da en Lara, en zonas del oeste de Barquisimeto, Quibor y Carora. ?De una panela de Cripy sa­len muchísimos envolto­rios que son vendidos por los grandes jíbaros a los distribuidores, que son los que caen prime­ro.

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

Otras Noticias