Inicio » Comunidad » Vecinos exigen servicios públicos

Vecinos exigen servicios públicos

Ana León | LA PRENSA.- Cinco años tiene espe­rando la comunidad “Chávez por siempre”, ubicada en la avenida Florencio Jiménez, por tener algunos de los ser­vicios básicos. Unas 228 familias y alrededor de 600 niños son lo que se ven afectados. Desde hace años están sin agua, luz, cloa­cas y sin nadie que les re­coja la asura.

Vivir de esta manera ha sido rudo para los habitantes que a diario deben ingeniárse­las para cocinar, ir al ba­ño, bañarse, lavar la ropa, entre otras cosas. Para sobrevivir se han encargado de hacer cosas sencillas pero que los ayudan. Comprar cister­nas, reutilizar el agua, sa­car la basura y matar ra­tas, ciempiés y serpientes se ha hecho algo del día a día.

“Vivimos muy bien en nuestro ranchito. Pero necesitamos ayuda. Vivir así afecta a nuestros bol­sillos y nuestras vidas”, decía Erasmo Ochoa un habitante del sector.

Para los vecinos el pro­blema más grave y el cual quieren solucionar lo más rápido posible es el tema del agua. En mayo de este año uno de los ranchitos del sector se in­cendió y a punta de tobi­tos los vecinos gastaron dos tanques de agua para ayudar a Ramón Rivero y su familia a apagar el in­cendio porque los bom­beros no llegaron a tiem­po al lugar por falta de unidades.

Juan Medina, vocero del consejo comunal, asegu­ró que desde noviembre de 2014 están esperando tuberías y cloacas que pi­dieron a la municipali­dad para que los ayuda­ ran a solventar los pro­blemas con las aguas blancas y servidas pero nadie ha hecho nada por ellos. Algunos vecinos no tie­nen una facilidad de compra y cada 15 días aproximadamente, pue­de llenar de una a cuatro pipas de agua según su poder adquisitivo, ya que una pipa sale en dos mil 500 bolívares y cuatro pi­pas en 10 mil bolívares.

Los vecinos usan posos sépticos en sus casas, pe­ro eso se ha vuelto antihi­giénico debido a que des­de hace unos meses las aguas negras se han ido filtrando en las tuberías de las casas y para poder usar algún grifo deben hacer magia.“¡Queremos agua! Los entes deben bajarse de la mula para que nos ayu­den a arreglar este pro­blema.

No somos came­llos”, denunciaba Medi­na con insistencia. El único político que se acercó a “ayudarlos” fue Luis Jonás Reyes, quien “llegó, tomó fotos y se fue”. Desde entonces es­peran que alguien más le eche una mano y por eso hacen una llamado a la gobernadora Carmen Meléndez para que vaya.

Karla Torres

Login

Lost your password?